Un proyecto político liberal para Bolivia | Álvaro Chipana Orozco

En Bolivia, es crucial abordar una reforma constitucional que promueva el desarrollo de la población, el crecimiento de los municipios y la apertura del comercio al mundo.
Para lograr un cambio en un país sumido en el atraso, es necesario adoptar una visión a futuro, esto implica entre otros desarrollar la inmigración y el turismo, fomentar la construcción de carreteras y vías transitables, colonizar tierras, permitir el establecimiento de nuevas industrias y convertirnos en un país atractivo para la inversión extranjera. Este camino debe ser respaldado por una economía de libre mercado como motor de progreso, donde el gobierno se limite a garantizar los derechos de propiedad y la libertad individual de las personas.

Es esencial asegurar la armonía en la sociedad. Por tanto, se debe trabajar en un sistema de liberalismo en lo económico y social, acompañado de un liberalismo conservador en lo político. Esto implica la presencia de un Estado central fuerte, pero limitado, donde el gobierno esté restringido y la sociedad civil prevalezca sobre el poder público. Para implementar este sistema, el régimen político debe promover las condiciones necesarias, como un control institucional del poder central, la necesaria división de poderes, la no reelección presidencial y una distribución adecuada de funciones dentro del congreso.

Acerca de la constitución al ser la ley fundamental para el país, esta debe enfocarse en vez de imponerse por sobre los ciudadanos a darles la libertad para desarrollar su potencialidad, en este sentido acerca del proyecto esta reforma al Estado no debe basarse en que el gobernante deba dictar leyes particulares, otorgar monopolios o satisfacer el interés colectivo en detrimento de otros, en síntesis esta constitución debe actuar como una ley que asegure la posibilidad de que los individuos desarrollen libremente su trabajo y sus propios intereses, con la base central de actuar como una ley derogatoria a favor de la libertad, del cumulo de leyes que actualmente actúan como un foco de servidumbre, así esta constitución debe dejar al individuo libre, libre de actuar resguardando su propiedad privada, por lo que estas leyes deben mantener el orden limitando a los gobernantes, más no a los individuos utilizándolos de peldaños para mantenerse en el poder.

Respecto al tema económico, actualmente bajo el modelo económico social comunitario productivo (MESCP), indica claramente que tiene como fin dejar de lado el capitalismo y encaminarnos hacia una sociedad socialista, donde menciona que el Estado tiene el rol de control de la planificación económica, dirigir y regular la producción, distribución y comercialización de bienes y servicios, controlar los sectores estratégicos, industrialización de los recursos naturales bajo el marco de “respeto y protección del medio ambiente”, garantizando la “generación de empleo y de insumos para la sociedad”, políticas de distribución de riqueza para “evitar la desigualdad, exclusión económica y social”, así como de “erradicar la pobreza”, otro punto que indican es acerca de determinar el monopolio estatal de las actividades productivas y comerciales, y por ultimo regular la actividad aeronáutica en el espacio aéreo del país.

Un desglose punto por punto acerca de lo que este MESCP demuestra, es que este modelo es obsoleto e insostenible en mediano y largo plazo y que tuvo una facilidad de aplicarse en el corto plazo gracias a la herencia dejada por anteriores gobiernos sin una exorbitante intervención estatal, es necesario aclarar en este momento a detalle todos estos puntos mencionados anteriormente, y basta ver los problemas económicos y sociales por los que pasamos actualmente, desde el despilfarro económico en todos estos años de gestión, la escasez de dólares y encarecimiento de bienes y servicios debido al incremento de los costos de importación y por el tipo de cambio insostenible con un mercado paralelo, aranceles altos, desabastecimiento de combustibles en el mercado gracias una mala gestión por parte de las empresas estatales en toda la cadena de producción así también por los subsidios que solamente distorsionan los precios reales generando una burbuja especulativa, tenemos el espacio aéreo estatizado que se convierte rápidamente como monopolio demostrando ser ineficiente y corrupto por sus servidores públicos, por otro lado tenemos una excesiva burocracia estatal que limita e incluso atemoriza al emprendedor a arriesgar en invertir su capital en su propio país, un mercado informal alto que aparte que sostiene al país, demuestra que la generación de empleo no puede ser por parte del Estado.

Acerca de la constitución al ser la ley fundamental para el país, esta debe enfocarse en vez de imponerse por sobre los ciudadanos a darles la libertad para desarrollar su potencialidad

Por lo que este gobierno solamente trabaja como un Estado que desincentiva y opera como un ente megalómano, invasor y regulador siendo una fuente de clientelismo y corrupción, esto deja en evidencia que el problema es el alto nivel de estatismo con tendencia a incrementarse, siendo coactivo para todo individuo, donde la raíz del problema nuevamente es la actual Constitución que se trabajó para atender a problemática de ese momento siendo constantemente cortoplacista y en beneficio de la dirigencia política, así como las anteriores constituciones que actuaron como imitación de otras atendiendo la necesidad dominante como por ejemplo acabar con el imperio español, el coloniaje, la explotación de nuestros recursos o garantizar la independencia por encima de los principios de igualdad y libertad, que si bien eran necesarios y urgentes en el momento nunca le dieron el propósito principal de velar por la protección de los derechos fundamentales, la generación de riqueza, el libre comercio, la población o la industria y lo dejaron como un tema irrelevante del momento y al ser una imitación de la constitución francesa demuestra la falta de capacidad en cuanto a materia económica heredada para nuestra región.

Es importante que el proyecto liberal que surja conozca la vida política del país, por ello tendrá por objetivo fijar los límites al gobernante, actuar como la doctrina de lo que debería ser la ley, devolver el respeto por la democracia institucional, garantizar el respeto por la propiedad privada como eje principal para el desarrollo y progreso de una sociedad, realizando una descentralización y una reforma de ordenamiento estructural conociendo a que es lo que se afronta y como conllevar el proceso para comprender la lógica estatista de la sociedad y el rechazo por las ideas de la libertad, que nos ayudara a conjugar de forma eficaz la teoría y la praxis política liberal, el desarrollo de este ordenamiento no solo debe enfocarse en los temas políticos, también priorizar la eficiencia económica como herramienta para transformar la realidad boliviana, para acabar se necesita de una política pública liberal que limite la concentración de poder del Leviatán que devuelva el poder de las instituciones al control de la sociedad civil.

Picture of Álvaro Chipana Orozco

Álvaro Chipana Orozco

Ingeniero Petrolero, maestrante en Economía y Ciencias Políticas. Gerente Librería Libertad Literatura

No te lo pierdas

Recuperemos la desconfianza en el Estado | Amílcar Alcalá

Hace algunos años, el boliviano perdió la desconfianza. No me refiero a un comportamiento viciado que impide la interacción social, sino a ese filtro que aplicaban nuestros conciudadanos al escuchar un discurso político. Importaba no solo quiénes tenían palestra, una sigla política y la cobertura de los medios para representar

Leer Más >>

«Cada individuo se esfuerza siempre para encontrar la inversión más provechosa para el capital que tenga». Adam Smith

Scroll al inicio